Pequeñas felicidades en la vida: aprendiendo a ser menos dependientes y más felices

La sociedad de nuestros días, es en general, individualista y se caracteriza por la dependencia de unos con respecto a otros.

Existen muchos tipos de dependencia, pero intentar en la medida de lo posible, ser menos dependiente no es un arte, tampoco algo extraordinario, ni imposible, mucho menos algo  propio de mentes privilegiadas, pero sí, es algo que contribuye enormemente en cuanto a felicidad en tu vida se refiere.

Quiero dejar claro antes de nada, que el objetivo no es ser independiente, más bien, tratar de ser menos dependiente cada día, pero no llegar al extremo opuesto, ser 100% independiente porque esto, iría en contra de la persona.

...intentando ser menos dependientes...
...somos más libres 
menos vulnerables...

La dependencia como tal, es un condicionante de los muchos que afectan a nuestra felicidad en la vida, siempre y cuando, se interponga en nuestros comportamientos, acciones, objetivos en la vida, planteamientos a corto y/o largo plazo, ocasione sufrimiento o algún tipo de malestar con respecto a nuestra persona.

Un ejemplo que suele ocurrir con relativa frecuencia es el de la dependencia en cuanto al amor y/o las relaciones de pareja, que trataré más adelante en este mismo artículo y que es el fin del mismo en sí.

...amor sí, felicidad en pareja sí...
...dependencia 100% de la pareja, 
quizás no sea lo mejor...

Pero antes de eso, sigo, sería interesante establecer un análisis entre nuestra realidad y las diferentes soluciones que podamos tener, por ejemplo: los problemas ocurridos, teniendo en cuenta lo siguiente, el presente es ahora, el pasado como tal no debe de afectarnos, y en lugar de afectarnos o provocarnos algún tipo de reacción negativa o malestar, siempre tenemos que intentar aprender de las situaciones vividas, evitando repetir las mismas conductas ante iguales situaciones, ¿me entiendes?.

Continuo, teniendo presente lo anteriormente comentado, la dependencia en sí, no es mala ni nada parecido, siempre y cuando sea en su justa medida claro. Todos nosotros, tú y yo también, somos seres sociales y como seres sociales que somos, necesitamos de la relación con los demás para entre otras múltiples cosas, vivir más y con una mejor calidad de vida, bienestar y más felices.

...tienes motivos para sonreír...
...salta, grita, baila, pero no sufras por algo que no te merece la pena...

Sin embargo, la dependencia mal entendida o mal aprendida, si afecta negativamente a la persona, ocasionando entre otros muchos factores, una disminución de nuestro estado anímico, bienestar y en definitiva, repercute como no, en cuanto a nuestra felicidad en la vida.

Por eso, ten presente esta frase siempre que puedas: la dependencia de los demás en exceso, está en contra de nuestra felicidad en la vida. 

Somos dependientes por ejemplo de los especialistas, en el caso de médicos, psicólogos o expertos como tales. 

...aunque existan algunas cadenas en la vida...
...eso no te hace dependiente, el punto medio es la virtud...

Por ejemplo, si nos duele una parte determinada del cuerpo o nos sentimos mal por un motivo determinado, dependemos del médico o del propio psicólogo, esto, es una dependencia bien entendida, adecuada y en definitiva, correcta.

Sin embargo, una dependencia mal entendida o mal aprendida, tiene el efecto radicalmente contrario, ocasionando graves problemas a la persona.

Por ejemplo, si Fernando está enamorado de María y tras 6 años de relación, la relación termina. Lo adecuado, sería que cada cual supere la situación y siga adelante con su vida. Si existe una dependencia de uno con respecto a la otra persona, la parte afectada por dicha dependencia, no puede ser feliz y esto, no es nada bueno.

...no condiciones tu felicidad...
...a la de nadie, eres tú y tus circunstancias, mereces ser feliz siempre...

Por eso, hoy te voy a dar un consejo más y que espero al menos, consideres. Luego ya tú decides si aplicarlo o no, porque eres libre como lo soy yo, y todo el mundo.

El consejo es muy simple, dependencia sí, pero en exceso no. Es decir, no importa cuales sean las circunstancias, tu situación, momento actual, ni vida. Eres tú y tus circunstancias, puedes ser feliz tú, sin necesidad de depender tu felicidad de ningún otro, ni de nada. Si por ejemplo, te gusta alguien o estás enamorado de alguien, no importa, aunque no saliese bien, eres único y por eso, la felicidad, como depende de uno mismo, decides ser feliz, independientemente de las circunstancias o lo que suceda.

Ten en cuenta que la mente, lo puede todo, con esfuerzo, quizás no llegues el primero, puede que tampoco el segundo, pero un tercer puesto equivale a una medalla de bronce y eso, es un resultado realmente digno de elogio.

...no todo es blanco o negro...
...no vale la pena llorar ni sufrir, no te lastimes...

Recuerda que no hay límites para la persona que tiene una fuerza de voluntad alta y que en realidad, no importa quien seas ni lo que tengas, una de las claves principales y que no debemos olvidar nunca, no es otra que la de conocerse a uno mismo, porque si te conoces y sabes lo que quieres, ya tienes más de media carrera ganada en tu carrera hacia la felicidad.

10 Responses to "Pequeñas felicidades en la vida: aprendiendo a ser menos dependientes y más felices"

  1. Estupenda entrada. Muy significativo el asunto de la dependencia emocional. En mi humilde opinión ni siquiera un punto medio de dependencia emocional es aceptable. Debemos ser autodependientes (que no es lo mismo que independientes 100%).
    Depender de nosotros mismos y no de alguien más es, a mi modo de ver, donde se encuentra uno de los pilares de la felicidad.
    Esta cuestión tiene mucho que especificar...
    Recomiendo leer a Jorge Bucay: Camino hacia la autodependencia.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luna, ciertamente hay muchas personas que vienen a ser eso, dependientes emocionales y se trata de un fenomeno importante que tiene solucion compleja, pero todo es posible con esfuerzo.

      Si y no, en cuestiones de amor por ejemplo, es realmente complicado no verse influido de alguna manera, evitando ser dependiente, porque en cierto modo, si por ejemplo una buena amiga que nos gusta o lo que fuere, esta sufriendo, aunque no lo queramos, tambien sufrimos.

      Tomo nota de la sugerencia del libro, no lo conocia pero ya me he puesto en ello y lo tengo pedido, en espera que me lo deje una amiga.

      Gracias,
      Francisco M.

      Eliminar
  2. Hola Manuel tiene un blog muy positivo y que invita a la reflexion me gusto me quedo y tesigo besos amigo.

    nada vale la pena en esta vida si no te hace feliz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paloma, muchas gracias :)

      Interesante frase, invita a la reflexion.

      Mucha suerte y animo con tu proyecto, no bajes el ritmo;
      Francisco M.

      Eliminar
  3. ...traigo
    ecos
    de
    la
    tarde
    callada
    en
    la
    mano
    y
    una
    vela
    de
    mi
    corazón
    para
    invitarte
    y
    darte
    este
    alma
    que
    viene
    para
    compartir
    contigo
    tu
    bello
    blog
    con
    un
    ramillete
    de
    oro
    y
    claveles
    dentro...


    desde mis
    HORAS ROTAS
    Y AULA DE PAZ


    COMPARTIENDO ILUSION
    FRANCISCO MANUEL

    CON saludos de la luna al
    reflejarse en el mar de la
    poesía...




    ESPERO SEAN DE VUESTRO AGRADO EL POST POETIZADO DE BAILANDO CON LOBOS, THE ARTIST, TITANIC SIÉNTEME DE CRIADAS Y SEÑORAS, FLOR DE PASCUA ENEMIGOS PUBLICOS HÁLITO DESAYUNO CON DIAMANTES TIFÓN PULP FICTION, ESTALLIDO MAMMA MIA,JEAN EYRE , TOQUE DE CANELA, STAR WARS,

    José
    Ramón...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose, gracias por pasarte y aportar algo ingenioso a la par que diferente, siempre son bienvenidas propuestas que aporten felicidad como es el caso de textos magistrales.

      Un saludo,
      Francisco M.

      Eliminar
  4. Buenas noches Francisco
    Muchas gracias por la visita y comentario
    Muy de acuerdo con tu entrada
    El equilibrio es sano, en la relaciones humanas y creo que depender de alguien, funciona, si es para alegrías y felicidad complementaria
    Las relaciones de pareja, son una especie de sociedad en búsqueda de beneficios mutuos...ganar-ganar

    Me llevo tu enlace, para seguirte!
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Gizela, el equilibrio en ocasiones puede resultar complicado de llevar a la practica, pero si, seria lo ideal, siempre intentar aproximarse al maximo, al mismo.

      Muy de acuerdo, cuando una parte de la sociedad deja de funcionar y cumplir sus funciones, aparecen los problemas.

      Un saludo,
      Francisco M.

      Eliminar
  5. Me encanta tu blog. Espontáneamente río casi siempre; aunque todavía se considera un mal comportamiento,, sobre todo en el ámbito laboral, por lo menos a mi me sucede
    Un abrazo y felicidades

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Aniagua, nada, sonrie, ya sabes lo que dicen: "sonrie y el mundo estara contigo, que cuando estes triste, ya tendras tiempo llorar y estar solo".

      Y que razon tiene, nunca subestimes el poder de la sonrisa, reir es muy importante en cuanto a energia y beneficios saludables.

      Saludos,
      Francisco M.

      Eliminar

Antes de publicarse cualquier comentario ha de ser revisado por el equipo.